GAM, gel almidón de maíz

La mayoría de nosotros lo conocemos como Maicena, y es un gran aliado en nuestra cocina tanto para hacer posters como para espesar salsas, pero…sabes que para el cabello es también un gran aliado?

Quizás alguna vez has oído que es buena para alisar el cabello, pero realmente no es esa su función, realmente lo que hace es hidratar, y ayudar al encrespamiento, y…por lo tanto aquellos cabellos lisos con mucho encrespamiento obtienen ese resultado de alisado, pero no es más que eso, no lo alisa como tal, por lo que las que tenemos ondas o rizos, no tenemos que tener ningún miedo.

También regula la secreción de sebo, al ser una harina actúa absorbiendo el exceso de grasa, y no retirando todos los aceites como hacen muchos champús antigrasa, por lo tanto, el cuero cabelludo no se ve obligado a segregar un exceso de sebo, y poco a poco se va regulando.

Además, gracias a su textura es muy agradable de aplicar en forma de mascarilla, y podemos hacer muchos tipos de combinaciones para obtener diferentes resultados.

  • Mascarilla básica.

Agregamos dos cucharadas de almidón de maíz a una taza de agua fría, integramos y llevamos al fuego, removiendo hasta conseguir una textura tipo crema, con un ligero tono transparente.

Ya tenemos nuestra mascarilla base, podemos usarla así para hidratar nuestro cabello o podemos enriquecerla.

  • Mascarilla de romero.

Añadiendo romero podemos crear una mascarilla para fortalecer los folículos pilosos y promover así el crecimiento. Se puede hacer de dos maneras, hacer una infusión bien cargada de romero y ser esa infusión la que se use en vez de agua, o moler el romero muy fino, en un molinillo de café o similar, y añadir ese polvito a la preparación.

  • Mascarilla de plantas.

Muchas veces, sobre todo si tenemos el cabello muy largo, al hacer una mascarilla ayurvédica, independientemente del tipo de planta que usemos, gastamos mucho producto, una buena solución es combinar la planta con GAM, de esta manera cundirá mucho más sin perder propiedades, al contrario, añadiéndole el efecto hidratante del almidón.

La forma de preparación seria utilizar un par de cucharadas de la planta, y mojarlas con agua caliente, simplemente para conseguir una pasta muy espesa, dejarla hidratar mientras se prepara la mascarilla base y después unirlas, de esta manera uniremos los beneficios de ambas cosas y la aplicación también será más sencilla.


Las mascarillas pueden realizarse tanto antes como después de lavar; en algunos cabellos, sobre todo los más secos, pueden notar que si la utilizan antes de lavar no les es necesario aplicar ningún otro producto para limpiar, ya que el almidón les retira todas las impurezas, en cabellos más grasos quizás al principio si que necesiten lavar tras la aplicación, pero con el uso, sobre todo acompañada de ingredientes que controlen la secreción de sebo, verán que no necesitan lavar posteriormente. Si se usa después del lavado en principio no deja residuo.

Se aplica de raíces a puntas y se deja reposar entre 30 minutos a una hora, a mi me gusta dejarla una hora, de la cual 30 minutos la mantengo tapada con un gorrito, y otros 30 sin tapar, después se retira con agua y se continua la rutina habitual.

Os animo a que la probéis, veréis la suavidad que os aporta, el brillo el volumen y el plus de hidratación.


Banner Kemio Argán
close

9 comentarios en “GAM, gel almidón de maíz”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra