Mitos sobre la henna

Lo natural está de moda, es algo que podemos ver incluso en televisión.

La henna es un producto que cada vez se escucha más y a consecuencia…cada vez hay más información y…desinformación, nacen grandes mitos sobre ella que, seamos sinceros…hace que mucha gente tenga miedo a usarla.

Veamos algunos de esos mitos, para así, quitarnos ese miedo a un producto completamente natural y que aporta grandes beneficios a nuestro cabello.

  • La henna reseca mucho el pelo.

Es un miedo muy común, son muchas las personas que me escribís con esta duda, y nada más lejos de la realidad.

Si que es cierto que la henna es un producto astringente, pero es algo que se soluciona muy sencillamente, agregando aceite a nuestra preparación, no hay una medida exacta, un chorrito, lo suficiente para conseguir una preparación “jugosa” con un aspecto brillante y nada arenosa. Esto hará que durante el tiempo de exposición, el cabello no solo absorba la molécula de color, si no que también va a absorber las propiedades del aceite, esto dará como resultado una melena para nada reseca.

Si que hay que tener en cuenta que es un producto botánico, una planta triturada y mezclada con agua, que aportará a nuestro cabello un tacto diferente a los tintes convencionales.

  • La henna aporta un color feo al cabello.

Otro miedo común, me comentáis que habéis visto a personas que al usar henna, el resultado no es un color homogéneo, si no como “manchado”, la mayoría de las veces se debe a un factor clave, es un cabello muy reseco, acostumbrado a productos sintéticos.

Este tipo de cabellos suele tener una hebra muy porosa, e incluso con diferentes tipos de porosidades, y a su vez, deshidratado y con falta de nutrición, estamos partiendo de un cabello poco saludable, y el resultado es ese, el mismo que si intentásemos barnizar una tabla de madera muy envejecida, no quedaría homogéneo, espero que con este ejemplo lo entandais.

  • Con la henna puedo conseguir diferentes tonos en mi cabello.

Tenemos que empezar a diferenciar entre henna y coloración vegetal, ya que de lo contrarío vamos a obtener resultados no deseados, la henna es una única planta, Lawsonia Inermis, y la coloración vegetal es una serie de plantas, junto a la henna, con las que podemos obtener diferentes tonalidades. Ahora bien, NINGUNA de estas tonalidades van a aclarar nuestro cabello.

Por un lado la henna es cobriza, y ese es el color que va a sumar a nuestro propio color de base, por lo que no quedará igual en una base clara que en una oscura, no modifica el color, solo suma.

Lo mismo pasa con las coloraciones vegetales, una coloración vegetal “rubia” no es para una chica castaña que quiera ser rubia, es para una chica rubia que quiera intensificar su color, aportarle brillo y pequeños matices.

Sin embargo si una chica rubia usa una coloración vegetal castaña, si que oscurecerá su cabello, ya que como os digo, estará sumando pigmentación y está añadiendo un color oscuro a su base clara.

  • Si uso tintes no puedo usar henna, y viceversa.

Esto también es muy común, sobre todo en el caso de ” si uso henna después no puedo tintarme el cabello”.

Si usamos una henna pura, de calidad, fresca y sin metales no hay ningún tipo de problema, recordar que estamos usando una planta mezclada con agua.

En el caso de que vengas de los tintes sintéticos y quieras pasarte a la henna, simplemente tendrás que tener en cuenta los apartados que veíamos arriba, que tu pelo no esté excesivamente dañado y que la henna, o coloración vegetal, no te va a cambiar tu color, solo va a sumar pigmentación. Si te encuentras en el primer paso no te preocupes, coge un buen aceite y durante un mes o dos, realiza de manera semanal un baño en tu cabello con el, imprégnalo bien y déjalo reposar el tiempo que puedas, preferiblemente toda la noche, marcará la diferencia.

En el caso de que hayas usado henna y quieras volver a la coloración sintética, tampoco hay problema, yo misma uso henna desde el año 2012 y actualmente llevo mechas balayage.

Simplemente te recomendaría que no lo hicieses ese mismo día, que esperases un par de lavados, para que todos los restos y exceso hayan caído de la hebra.


No podemos tenerle miedo a una planta y sin embargo, ponernos sin dudar tintes sintéticos que no sabemos cual es su composición.

Espero haber resulto algunas de las dudas más frecuentes y…si tienes alguna duda y no se encuentra en esta publicación, coméntamela, recapitularé varias y haré otra publicación con ellas.


Si te gusta el cuidado natural, aquí te dejo esta guía online, en ella encontrarás diversos tipos de ingredientes, sus propiedades, maneras de utilizarlos y algunas recetas, entre ellas sobre henna y coloración vegetal.

Podrás descargarla tantas veces como quieras y en los dispositivos que quieras.

Guía cuidado natural – Moonpello (curlymoonpello.com)


Banner Kemio Argán
close

7 comentarios en “Mitos sobre la henna”

  1. Hola Mónica,
    Llevo un año con henna e índigo. Soy castaña oscura y tengo mucha cana. No me termina de cubrir bien las canas y me preguntaba si sería acertado teñirme una vez con tinte sintético y luego ir tirando de nuevo con la henna o no ganaría mucho y todo lo que he ganado en volver a tener un pelo natural lo perderia para nada?.
    Muchas gracias

    1. Hola!!
      Siempre puedes buscar un tinte que sea lo más natural posible, para causar el mínimo daño y aplicar solo en raíces, e ir dando henna e índigo para potenciar el color y darle propiedades al cabello.
      Lo que no sabría decirte el tinte, ya que como no uso no se decirte así uno que sea menos agresivo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra